Diario Judío México - El es una lengua asombrosa. Se ha preservado gracias a la Biblia judía durante milenios, incluso cuando sólo se usaba en los rituales religiosos. Otros libros sagrados, como la compilación del Talmúd, utilizan la lengua “romance” de la época (no en el sentido de estar vinculadas al latín, sino de evolución del habla vulgar): el arameo. Aunque los poetas medievales de Al Andalus la retomaron como base de su poesía y los rabinos siguieron estudiándola, su uso popular no volvió a generalizarse hasta prácticamente el siglo XX, especialmente desde el establecimiento de un estado judío que la adoptó como lengua oficial. Lo lógico hubiera sido que, dada su antigüedad, el experimento no hubiera cuajado o, como mucho, se hubiera llenado de extranjerismos. En lugar de ello, el supo dar expresión propia a los nuevos conceptos: un milagro lingüístico singular, pero no el único, ya que, como suelo reiterar, el es capaz de moldear los significados.

Tomemos un ejemplo sencillo: las partes de la cabeza, “rosh”, que por cierto también indica el inicio de algo (como en “rosh hashaná”, año nuevo; o en transformaciones de la misma raíz en “bereshit”, en el comienzo; o “rashí”, principal). Si en español existe la expresión “vestirse por los pies” como señal de sensatez y hasta de hombría, en siempre se empieza por arriba: incluso “por adelantado” se dice “mirrosh”, de cabeza. ¿Y qué tenemos allí aparte del meollo cerebral? Un par de ojos (cada uno, “áyin”, la misma raíz que usa “maayán”, fuente o manantial o la propia letra inicial de la raíz). Otro órgano situado en la cara tiene nombre de letra, “pe” y, como en español, está relacionada generalmente con una entrada, como la bocana de un puerto o la boca de un volcán. En cuanto a las orejas, cada una de ellas se dice “ózen” pero, más que al oído, en se la relaciona con el equilibrio (del que se encarga el oído interno): “izún”; y de allí “moznáim”, balanza.

Y llegamos a la nariz, “af”, injustamente desplazada de las traducciones de la biblia en el famoso pasaje de expulsión del Paraíso, cuando el ser humano se ve condenado a ganarse el sustento con el sudor de su nariz (¡y no de la frente!). Dicha parte o respiradero saliente que ha servido para la caricatura clásica del judío europeo, sirve en el para componer justamente expresiones ligadas al orgullo y el enfado, lo que convierte a la expresión del castigo divino antes mencionado en algo así como “aunque hiera tu ego”. Y es que, además, “af” se convierte en adverbio representante de lo que cuesta admitir: pese, a pesar de, también, muchas veces completado y unido a la partícula “ílu” (si, condicional) en “afílu”: incluso si, también en caso de. Como colofón de esta generalmente despreciada parte del cuerpo (por cierto, somos la única especie animal que tiene un tabique prominente, ese que tanto nos afea según el antisemitismo), el nos regala una de las expresiones más sorprendentes: “af al pi”, literalmente, nariz sobre mi boca, y que es una forma rotunda y definitiva de “pese a todo”, casi la consigna de lo que somos y el secreto de nuestra supervivencia, pese a la nariz sobre mi boca.

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anterior8 de noviembre de 1920: Muere el escritor, periodista y etnógrafo Shloime Anski, un clásico de la literatura en Yiddish
Artículo siguiente¡Arranca la Ciudad de las Ideas 2019 en Puebla!
En 1989 empieza a desempeñar labores de redacción y traducción (Inglés, Francés y Hebreo a Español) para diversas publicaciones informáticas: PC Magazine Actual, Personal Computing, Amstrad Magazine, Redes, Sistemas, Tribuna Informática, etc.). De 1992 a 1996 es responsable de las secciones de sonido y vanguardias tecnológicas en la revista de nuevas tecnologías OnOff (Editorial Globus). Realiza proyectos de ediciones técnicas también para las editoriales VNU, Infolaser y Tecnipublicaciones. De 1994 a 1998 trabaja como corrector para temas de informática para la Editorial McGraw-Hill. En 1996 realiza traducciones técnicas para KDC y para CT. *  Desde 1995 a 1999 es Jefe de Redacción en la agencia de comunicación Aleph, encargándose de las Notas de Prensa, Comunicados y Columnas para empresas como Lotus, Autodesk, Acer Computer Ibérica, Pinnacle, BEA, etc. Entre 1999 y mayo de 2000 es nombrado Director de Servicios Especiales de la misma empresa, a cargo de los servicios de traducciones (folletos técnicos, de marketing, anuncios, etc.), boletines (LotusClub, ATC Noticias, BEA News, etc.) y clipping. TRAYECTORIA PROFESIONAL (música) Desde 1989 colabora como redactor para revistas de música (Sociedad Española de Musicología, Guitar Player, Keyboard, etc.) y generales (Avalon, Panama Jack, etc.). En 1990 funda y dirige la revista trimestral de nuevas tendencias musicales MUSICA GLOBAL (Mandala Ediciones), que funciona hasta 1995. Se encarga del apartado de música en la versión española de la enciclopedia en CD-ROM Encarta 97 de Microsoft (para Me&Ta Multimedia). De 1996 a 1999 colabora con Marketing Editorial en varios proyectos para el Club Internacional del Libro (redacción de fascículos de la colección Historia de la Música Deutsche Grammophon y fichas de la colección La Gran Música). Desde 1995 participa en el grupo de música antigua de Eduardo Paniagua, como intérprete de cítola (guitarra medieval) y cantante de música judía sefardí, con los que ha actuado en España, Portugal, Marruecos, Francia, Italia, Suiza, Alemania, Bélgica, Dinamarca, Noruega, Canadá, Costa Rica, Panamá, Honduras, Croacia, Bosnia e Israel. Junto al grupo ha editado los discos “Música de las Tres Culturas” (1998), “Moradas del Corazón” (2003) y “Maimónides” (2004, todos en Pneuma Records). En 2006 forma el grupo Klezmer Sefardí (con CD del mismo nombre para Pneuma Records). TRAYECTORIA LABORAL * Desde junio de 2003 colabora desinteresadamente con la web Musicasdelmundo.org en la redacción de artículos sobre música e instrumentos del mundo. * Desde enero de 2004 y hasta marzo de 2005 colabora como redactor y traductor de la revista Musitec Magazine de F&G. * Desde enero de 2004 y hasta enero de 2005 colabora como traductor y redactor para la agencia de comunicación empresarial Aleph Comunicación. * Desde abril de 2001 y hasta marzo de 2005 colabora como redactor y traductor de las revistas DVD Total y Future Music de LarPress * Desde abril de 2001 y hasta mayo de 2003 colabora como redactor de la web de noticias de Nuevas Tecnologías de Tecnipublicaciones. * Desde junio de 2000 trabaja como traductor y redactor freelance para empresas como DyR, Prensatec, Aqua MassMedia, Aabam, Crimson, iTerracom y Premdan. Desde abril de 2007 trabaja en Radio Sefarad como director musical y desde finales del mismo año y hasta septiembre de 2011 como editor, a cargo de la creación y puesta en marcha de nuevas secciones. Desde octubre de 2011 es el director de Radio Sefarad.