Diario Judío México - Altos funcionarios estadounidenses han asegurado que la CIA ha comenzado a proveer armamento directamente a los kurdos, que, a consecuencia de esto, han empezado a tomar la delantera contra las fuerzas del Estado Islámico (IS), informa la cadena NBC.

La CIA, según esa fuente, envía a los ‘peshmerga’ armamento variado, incluidas “armas pequeñas y lanzagranadas”

“Además, los ataques aéreos autorizados por el presidente Barack Obama continuarán, según los funcionarios, para equilibrar las condiciones del enfrentamiento entre las fuerzas kurdas, superadas en armamento, y los combatientes del Estado Islámico”, ha agregado la NBC.

El movimiento de ayudar directamente a los kurdos subraya el nivel de preocupación de EEUU ante los avances del Estado Islámico en el norte y refleja la persistente visión de la Administración de que los iraquíes deben tomar los pasos necesarios para resolver sus propios problemas. Para apuntalar ese esfuerzo, la Administración está cerca de aprobar planes del Pentágono para armar a los kurdos, según un alto funcionario.

En los últimos días, el Ejército de EEUU ha estado facilitando la distribución de armas a los kurdos a través de los iraquíes, aportando asistencia logística y transporte al norte del país.

La asistencia adicional llega cuando los kurdos han logrado recuperar dos ciudades tomadas por el Estado Islámico, ayudados en parte por los bombardeos aéreos de EEUU, que el presidente autorizó para proteger los intereses y el personal estadounidense en la región, además de a los 40.000 yazidíes que se han refugiado en las montañas de Sinyar.

Apoyo de EEUU al jefe de Estado iraquí

Por otra parte, el secretario de Estado de EEUU, John Kerry, ha reafirmado este lunes el apoyo de Washington al presidente iraquí, Fuad Masum, y ha exigido al primer ministro, Nuri Maliki, que no añada la crisis a la humanitaria y militar.

“Apoyamos firmemente al presidente Masum, que tiene la responsabilidad de garantizar la Constitución de ”, ha declarado John Kerry durante un desplazamiento en Sidney. “Esperamos que Maliki no cause problemas”, ha agregado después de que Maliki haya registrado una queja contra el presidente, a quien acusa de violar la Constitución.