Diario Judío México - La flamante escuadra del “Sansón” (Shimshón, en hebreo), una aeronave militar de transporte comprada a , fue inaugurada en la base de Nevatim de la Fuerza Aérea de (IAF, por sus siglas en inglés), cerca de Beer Sheva. El nuevo aparato, con un rango de vuelo de aproximadamente cuatro mil kilómetros, fortalecerá considerablemente la capacidad de la flota aérea.

Conocido en el exterior como “Super Hércules”, o C-130J-30, el Sansón adquirido por la IAF a la empresa Lockheed Martin, reemplazará a los envejecidos Hércules C-130/H.

Algunos de los aviones Hércules han estado en uso, por , desde hace más de cuarenta años. Los aviones fabricados por la Lockheed Martin jugaron un papel importante en la Guerra de Yom Kipur, como así también para liberar a los rehenes en la Operación Entebbe, en 1976, y para traer a los judíos de Etiopía a , en 1991, en la Operación Salomón.

La aeronave “Sansón” puede volar a velocidades más grandes, a mayor altitud y soportar más peso. Gracias a su mayor capacidad, puede transportar 94 paracaidistas, en vez de los 64 que puede llevar en su versión anterior, además de sus equipos. Alternativamente, la bodega tiene capacidad para cuatro vehículos militares todoterreno (SUV) en lugar de tres, o transportar 128 soldados, según el portal de internet de la Fuerza Aérea.

 

“Cuanto más carga pueda un avión transportar; menos viajes serán necesarios para acumular fuerzas en el campo de batalla”, explicó el teniente coronel Uri, en el sitio web de la Fuerza Aérea.

Además, se añadirán a la aeronave los sistemas informáticos de fabricación israelí, dotándolo de capacidades exclusivas y haciendo que se destaque del resto de los aviones Hércules del mundo.

De acuerdo con la Fuerza Aérea, el nuevo avión trabajará en estrecha colaboración con las fuerzas terrestres. “Fundamentalmente el plan es que trabaje con las fuerzas de tierra y para beneficio de ellas: transportando las fuerzas, rescatándolas y conociendo la forma de ejecutar misiones de transporte y suministro para ellas con un alto grado de eficiencia y seguridad”, precisó el teniente coronel Uri.

Cuando “Sansón” pase las pruebas de vuelo, comenzará el entrenamiento de las tripulaciones del escuadrón de Elefantes de la Fuerza Aérea, para integrar a la aeronave en la flota.

“Durante varios meses, los futuros pilotos de estos gigantescos aviones han estado entrenándose en simuladores de vuelo en EE.UU. e Italia, para familiarizarse con sus innovaciones tecnológicas y operativas”, dijo el coronel A, subcomandante de la unidad del Ejército de Defensa de (Tzáhal), que está a cargo del “Sansón”, en un informe en el blog del portavoz militar.

El avión lleva nombre del héroe del héroe bíblico Sansón o “Shimshon”, y en el exterior su contrapartida es Hércules.


1 COMENTARIO

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.