Diario Judío México - Carme Batlle i Gallart, profesora de Historia Medieval de la Universitat de Barcelona, especialista en la sociedad urbana del medievo, explica en un libro las características, el modo de vida y el entorno de la comunidad judía en la población leridana de la Seu d’Urgell en la Baja Edad Media.

El libro, publicado por Rafael Dalmau Editor, lleva por título ‘L’aljama de la Seu d’Urgell medieval. Una comunitat jueva del Pirineu català’.

En él, la autora narra cómo la presencia de judíos en la Seu d’Urgell en dicho periodo está muy acreditada, gracias principalmente a los documentos notariales que se han conservado y que han dado testimonio, sobre todo, de préstamos e intercambios.
La comunidad judía de la población leridana era, según Batlle, modesta, tanto por su dimensión como por su riqueza, pero consiguió articular una aljama (comunidad) con identidad propia y que, gracias a la dedicación al crédito a los payeses, tenía un peso digno de consideración en la sociedad rural y menestral pirenaica de la cual la Seu era la capital.

En su libro, Batlle estudia el desarrollo y las características de la aljama urgelense, su vida cotidiana y la relación que mantenía con el entorno social y político, pero también profundiza en las relaciones de ésta con una diócesis interesada en la protección de una comunidad judía que le reportaba ingresos destacados.

El libro detalla además la trayectoria de las familias más relevantes (Bedoz, Maseres, Cohén, Gallipapa), constata la importancia de las persecuciones contra los judíos y sitúa su decadencia en la crisis global de la Cataluña del siglo XV.