Una encuesta televisiva predijo que el bloque de derecha del líder opositor Benjamín Netanyahu obtendría una estrecha mayoría de 61 escaños en la , lo que sugiere un mayor apoyo para el ex primer ministro y sus socios antes de las próximas elecciones.

Sin embargo, una segunda encuesta pronosticó que el bloque de Netanyahu obtendría 60 escaños, un resultado que podría extender aún más el estancamiento político de Israel durante años y potencialmente conducir a elecciones adicionales.

Según las noticias del Canal 13, el Likud de Netanyahu terminaría como el partido más grande con 32 escaños, mientras que el partido aliado Sionismo Religioso obtendría 14 escaños, uno de sus resultados más fuertes hasta el momento.

Los partidos ultraortodoxos Shas y Judaísmo Unido de la Torá tenían ocho y siete escaños, respectivamente, por lo que junto con el Likud y el sionismo religioso le darían al bloque 61 de los 120 escaños de la Knesset, lo que significaría la primera mayoría de derecha de Netanyahu desde las elecciones de abril de 2019.

La encuesta le dio al centrista Yesh Atid del primer ministro Yair Lapid 25 escaños, mientras que Unidad Nacional tenía 11 escaños. Unidad Nacional es la alianza entre el ministro de Defensa Benny Gantz y el de Justicia, Gideon Sa’ar.

Aunque forma parte del gobierno actual, Unidad Nacional ha insistido en que Lapid no podrá formar una coalición después de las elecciones y promocionó a Gantz como candidato a primer ministro, al tiempo que prometió no formar parte de un gobierno dirigido por Netanyahu.

También se predijo que otros tres partidos de la coalición saliente, el laborista de centroizquierda, el Meretz de izquierda y el laico de derecha Yisrael Beytenu, ganarían cinco escaños cada uno, mientras que el islamista Ra’am tenía cuatro. Los partidos de mayoría árabe Hadash y Ta’al, que no están alineados con ninguno de los dos bloques y se postulan en una lista conjunta, recibieron cuatro escaños en la votación.

El partido nacional-religioso Hogar Judío liderado por la ministra del Interior Ayelet Shaked, quien recientemente solicitó perdón por unirse a la amplia coalición el año pasado y se comprometió a respaldar a Netanyahu para el cargo de primer ministro después del 1° de noviembre, no alcanzó el umbral mínimo de votos en la encuesta, al igual que el el nacionalista árabe Balad, que se separó de Hadash y Ta’al la semana pasada.

La otra encuesta, hecha por el Canal 12 le dio al Likud 34 escaños, al Sionismo Religioso 12, al Shas ocho y al Judaísmo Unido de la Torá siete, para un total de 60 escaños, mientras que los partidos de la última coalición juntos tenían 56 escaños. Al igual que la encuesta del Canal 13, Hadash-Ta’al obtuvo cuatro bancas.

FuenteAurora

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorLa Nueva Caballería Andante. Capítulo 68
Artículo siguienteAbbas en la ONU:»Ya no tenemos un socio para la paz»