Diario Judío México - Hace unas semanas, tuve la oportunidad de platicar en su despacho, con uno de los Consejeros de la Embajada de Israel en , quien me recibió y respondió con amabilidad a mis preguntas. Por su importancia, la transcribo para “Foro”.

AM.- Según una encuesta que fue publicada recientemente por la JTA. (The Jewish Telegraphic Agency), se calificó a como el país que hace más peligrar la paz mundial, pero en segundo lugar se calificó al estado de Israel de la misma manera. ¿A que se debe esto?.

Lior Keinan- la gente piensa que el conflicto israelo-palestino es la base de actividad terrorista en el mundo y que la resolución del conflicto tranquilizaría toda actividad terrorista. Se debe mencionar que en los países árabes moderados: Egipto, Jordania, Arabia Saudita, están amenazados por el extremismo religioso musulmán, que nació en estos mismos países

Piensan que si Israel resuelve el problema, se tranquilizaría el mundo árabe y el mundo musulmán en general. Por eso Israel está conectado con la amenaza de la paz mundial, pero el que conoce la problemática del Medio Oriente se da cuenta que los países árabes están amenazados como Israel, por el extremismo religioso musulmán.

A.M.: De acuerdo con un reportaje de Jana Beris del periódico “El Universal”, un estudio que hizo un “thinkTank”en Israel, se determinó que los países musulmanes -incluso con aquellos que Israel firmó la paz como Jordania y Egipto- se están volviendo mas anti-judíos y anti-israelíes…. ¿por qué cree que está sucediendo eso?

L.K.: -Yo no conozco los resultados de este estudio; hay épocas en que se incrementa la hostilidad hacia Israel. Pero personalmente no estoy de acuerdo con sus resultados, creo que las relaciones con los y su población, ha mejorado notablemente -incluso las relaciones con Europa también han sido más positivas-, países como han estrechado sus relaciones con nuestro país últimamente. Las críticas que tuvimos en los países escandinavos se han tranquilizado; con Dinamarca también. Yo personalmente no llego a las mismas conclusiones.

A.M.: ¿Cree usted que la desocupación de Gaza y la reubicación de los colonos ha sido un error cuyas consecuencias las están pagando la población de Sderot y Ashkelon?

L.K.: -Este es un asunto político, pero los colonos han sido reubicados porque eran rehenes del terror palestino de Gaza en su propio país, y el ejército israelí tenia que protegerlos con un despliegue importante de elementos. Ataques con disparos de cohetes Kasam y terroristas que incluso amenazaban en las carreteras. Ahora, el ejército de Israel está desplegado en la frontera con Gaza para cualquier tipo de eventualidad.

Nadie había previsto la ascensión de Hamas al poder, a consecuencia de esto todo el panorama cambió. Cuando nos retiramos de Gaza, Fatah estaba en el poder y nunca pensamos que la situación iba a cambiar tan drásticamente.

A.M.: -El ex presidente de Jimmy Carter se ha reunido con líderes de Hamas, a pesar de la negativa del Departamento de Estado de y del gobierno de Jerusalén. ¿Esta reunión ha hecho más mal que bien? aunque sabemos que la fundación Carter esta siendo financiada por los países árabes.

L.K: Nosotros no podemos prohibir a nadie que por iniciativa propia, trate de solucionar los problemas del mundo. Carter inició estas pláticas sin el apoyo de los gobiernos de ni de Israel. No fue hecho en el momento, ni en las circunstancias adecuadas. La prueba es que después de que declaró que Hamas había reconocido al Estado de Israel, inmediatamente su dirigente en Damasco Mashaal negó tal afirmación.

Es muy fácil negarse o retractarse de una declaración, cuando no está hecha entre gobiernos y órganos oficiales.

A.M.: -En un programa televisivo de “Sixty Minutes”, el jefe de la fuerza aérea israelí, el general Shkedi ha comparado al líder Iraní Ajmadinejad con Hitler, y que Israel tendrá que atacar a los centros nucleares de , como lo ha hecho con Irak y Siria. ¡Parece que la pregunta no es que si Israel va a atacar a sino cuando!

L.K.: -A ningún general le corresponde tomar la decisión de atacar. La decisión de atacar o no, le corresponde al gobierno de Israel. Nuestro gobierno es el que decide y da la orden a los generales para que lleven a cabo la misión. Todavía no estamos en la época en que los generales deciden y toman la iniciativa, por eso somos una democracia.

A.M.: -¿Qué hay de cierto con la intermediación de Turquía en un tratado de paz entre Israel y Siria?

L.K.: -Nuestro gobierno está listo para explotar cualquier tipo de intermediación para lograr la paz con nuestros vecinos. Si el gobierno de Turquía quiere intervenir para negociar una paz con Siria, le damos la bienvenida. Estamos atentos a cualquier intervención que lleve a una paz en la región. Sin embargo, conociendo la volatilidad de la región con la reciente experiencia de la última guerra con el Líbano, tenemos que estar preparados para que nuestra población esté alerta y preparada para cualquier emergencia. La situación puede cambiar en unos días, y un conflicto se puede desatar de un momento a otro y los misiles caer sobre nuestras ciudades.

A.M.: -¿No cree usted que la ocupación de los territorios por parte del ejército de Israel ha hecho daño al carácter de la población Israelí en general y a los jóvenes en particular?

L.K.: -Puedo afirmar con certeza que a nadie en Israel le gusta la ocupación. Ningún gobierno, hasta el momento, ha puesto en su agenda la continuación de la ocupación para ser elegido, nosotros queremos vivir con paz y sin la ocupación, lamentablemente nos preocupa que en un momento dado Hamas, asuma el poder de la Ribera Occidental como lo ha hecho en Gaza.

Nosotros no le enseñamos a nuestros hijos el odio, sin embargo estos jóvenes ya están hastiados, habían visto la paz frente a sus ojos. Habíamos logrado la paz con Egipto, con Jordania y había negociaciones con los Palestinos como los Acuerdos de Oslo, iniciativas de paz con Siria y con Líbano. Tuvimos una época de tranquilidad entre 1993 y 2000, hasta que comenzó esta ola terrible de terrorismo y de ataques suicidas. Hemos visto sólo sangre, no hay nadie en Israel que no conoce a un familiar o a un amigo que no haya sido herido o asesinado por los ataques. Ahora es mucho más difícil que se restablezca la confianza, incluso si vamos a tener paz con los palestinos, va a ser difícil el volver a tener esta confianza que se perdió. Hubo una época en que yo personalmente fui a comprar muebles y enseres exóticos y orientales de los pueblos árabes; había colas de automóviles los sábados que buscaban comprar mercancías. Esto fue útil para nosotros y para los pobladores árabes de la Rivera Occidental, que mejoraban sus estándares de vida y su situación económica en general. Esto ya se terminó, va a pasar mucho tiempo para que logremos la paz entre gobiernos, y más tiempo entre nuestros pueblos.

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anteriorCenizas y nieve
Artículo siguienteLo que podemos hacer para combatir el Calentamiento Global