La ciencia, predicciones y experiencia nos dicen que la humanidad se encamina a dejar atrás esta terrible , que aún afecta, en menor grado, al hombre. La presencia de la variante ómicron, consideran los científicos, fue vital para lograr aumentar el grado de inmunidad en la población, en especial, aquella que padecía de baja cobertura de vacunación, llegando en algunos lugares a la ansiada inmunidad de rebaño, necesaria para lograr la cobertura que toda requiere para lograr su extinción. Pero el problema amable lector, no es tan fácil determinarlo, los investigadores afirman, con sobrada razón, que si bien la da visos de reducirse, es inminente que la enfermedad no desaparece, pasando a una endemia, que obligará a los sistemas de salud del mundo a mantener la vigilancia e inmunizando con vacunación anual a la población contra este patógeno; en mi entrega anterior alerte, de los pasos que sigue la ciencia humana y veterinaria, en lograr una “ universal”, que contenga inmunógenos contra varios patógenos de presencia visible, siendo inminente que las futuras vacunas que reciba la humanidad serán contra el Covid, Influenza, en especial, sumando otros, según la prevalencia que exista en cada región del mundo.

La cuarta dosis contra el Covid, a juicio de los expertos, es muy importante, encaminándonos en corto plazo, a que la OMS alerta al mundo de esta necesidad. Si bien la tercera dosis fue decisiva para lograr encauzar al mundo hacia el inicio del control de la pandemia, la cuarta no deja de ser positiva, permitiéndole por respeto, traducir los resultados de varias investigaciones, tanto en Israel (que ya está vacunando a su población), como este país de los EEUU, donde muy pronto se legalizara, que alertan de los beneficios de su aplicación: En Israel, un estudio sobre un millar de personas demostró, que las infecciones graves se redujeron al 50% y que la aplicada después de 4 meses de la tercera, elevo el nivel de anticuerpos al 90%, restituyéndose los niveles de protección y estimulando la inmunidad celular, muy importante en esta patogenia, siendo mucho más efectiva para personas mayores de 65 años, o que su sistema inmunitario esté deteriorado, por esta razón, en varios países, incluido Ecuador, la vacunación para este segmento poblacional y personal de salud, sea ya obligatorio. Me parece muy razonable su aplicación.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorLa casa judía. Peligros y reflexión.
Artículo siguienteSe solicitan donadores de sangre para la Sra. Rosa Korbman y Chjetaite