Despedir el año es también recordar que sería el 111 * cumpleaños de Simon Wiesenthal.

Una buena excusa para una maravillosa historia del día que festejó sus 90.

“Un día, Simon llamó y dijo que le gustaría celebrar su 90 cumpleaños con unos amigos en Viena. Le pregunté dónde le gustaría celebrar.

Él dijo: “Tengo un deseo incumplido, tener una fiesta en el Hotel Imperial”. Me dijo que era el hotel favorito de Hitler y que tanto Hitler como Himmler tenían suites permanentes allí. Construyeron enormes bunkers debajo del hotel, que todavía existen hoy, porque Hitler pensó que esto serviría como un cuartel general ideal desde donde podría conducir la Segunda Guerra Mundial.

Durante el Tercer Reich, habría sido impensable, dijo Simon, que se viera a un judío en el Hotel Imperial. “Y quiero asegurarme”, dijo, “de que todos los tabúes del Tercer Reich están rotos y que el registro de este hotel afirmaría que Simon Wiesenthal celebró su 90 cumpleaños aquí con una cena kosher”.

En la noche de la cena, cuando la banda tocó su canción favorita en yiddish, ‘Belz, Mein Shtele Belz’ (Belz, My Little Shtetl Belz), miró hacia el techo, se volvió hacia mí y dijo: ‘Ves incluso los candelabros tiemblan porque esta es la primera vez que escuchan tal música aquí.

Deje que la historia cuente”, dijo,” que Hitler ya no está aquí, pero incluso en el Hotel Imperial, los judíos siguen vivos y cantando “

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anterior¿Cómo dejar ir a los remordimientos del año pasado e iniciar un nuevo capítulo en tu vida?
Artículo siguienteJanuka, la reflexión final
Noticias, Reportajes, Cobertura de Eventos por nuestro staff editorial, así como artículos recibidos por la redacción para ser republicados en este medio.