Diario Judío México - , DOS FECHAS EN UN RECUERDO.

11 de septiembre 1973-18 de septiembre 1810

Será una fecha debatida para , el día 11 de septiembre de 1973, a una semana antes del día de la Independencia nacional 18 de septiembre 1810. Pero serán aquellos modestos, como tranquilos 13 años, de joven serénense, de la ciudad nortina de La Serena, que serán troncados…que han sido marcados, impregnados de recuerdos, por los acontecimientos en que nos tocaría vivir a mí, y a todos mis connacionales en en esa particular data. Ninguno presagiaba lo que se había comenzado a confabularse en un alba de una jornada de sol, con esa típica brisa del inicio de la primavera. De regresó del colegio a la casa, ya se podía presagiar en el aire, algo como si ese aire se estaba contaminando por los hechos a seguir. Se percataba en la agilidad de los paseantes serenenses que son personas tranquilas, en esté anormal vaivén de jornada, las noticias eran alarmantes trasmitidas por la radio. El presidente de la República de Gossens elegido democráticamente tres años antes (1970), había hecho su ingreso a muy tempranas horas en sus oficinas de la casa de gobierno La moneda (Santiago). Los rumores llegaron a primeras horas de un estaba procediendo, enseguida había declamado por radio, su discurso a la nación para tranquilizar a los ciudadanos de que él no se dimitiría jamás como Mandatario, ni dejaría la moneda, y por ningún motivo a los chilenos. Se habían sublevados los militares con un inesperado , obligando a Allende a rendirse, y a dimitir de su cargo. Cosa que el presidente en su famoso discurso al país dice…. solo de muerto dejaré la moneda...No se supo más de él. Las noticias vienen fragmentadas desde ese momento. De la ciudad de La Serena qué se ubica entre el desierto de Atacama y la verde vegetación de la zona central Santiago, es allí entre estos dos hermosos contrastes de clima y vegetación, que crecen las particulares papayas, las uvas en su infinidad de tipos, se puede ensoñar con los poemas de Gabriela mistral, admirar las construcciones tradicionales, hechas de adobe y paja desde la época de la colonia, con sus tejados de greda roja. Ciudad antigua donde la historia ha permanecido de tiempos de la conquista española, a las cuales costas arribaron los temerarios corsarios ingleses como Drake arrasando todo. Nuestras familias son enraizadas en esta tierra, típica zona minera, agraria y de una aristocracia culta, entre los ingresos toques fuertes de la emigración italiana. Ese Día es declarado inmediatamente toque de queda a las 2 de la tarde, todos fuimos obligados a permanecer en nuestras casas, así el resto del día va trascurriendo lentamente entre ansias, voces bajas susurrantes, por la inseguridad que nos lleva a no poder comprender como comportarse, solo a ser cautos, en la conversación. El miedo se sentía y se percibía. Se temían los sapos (espiones de la dictadura de Pinochet). Llegó la oscuridad muy rápidamente ese día, como si fuese una tarde excepcional ya a las 8 era noche, entre un silencio dominante. En un ambiente enigmático alguno enciende la vieja radio RCA Víctor, buscando alguna frecuencia que nos relate lo que está sucediendo en Santiago, se oye una voz en español entre un chicharreo insoportable , el locutor un exiliado chileno en Moscú con voz entrecortada de la emoción propia por ser chileno, habla sobre la situación en Santiago, nos apegamos para oír mejor, reuniéndonos entorno a este mágico parlante de la radio ,… ha habido una sublevación, un militar , Allende es obligado a dar su dimisión , declaran su muerte o precisan su suicidio. A la entrada de los militares en la casa de la moneda, se precisa que se disparó, sin embargo, no es claro, hay mucha ambigüedad, la frecuencia radial ha desaparecido, nos quedamos en un mutismo dramático. Mi joven presencia se protege detrás del cuerpo de mi hermana , me estremezco de emoción , y esos ojos que los amigos nunca han visto por diminutos que son, ahora cobran su luminosidad vidriosa, resaltando como dos estrellas azules , porque a cada instante se suma la conmoción en mi llanto de afecto por la muerte del Compañero, nuestro presidente Gossens , la distancia de las ondas radiales desde Moscú , hacen inverosímil una realidad tangible, acabando de asumir una junta de gobierno con 4 integrantes los jefes de las fuerzas armadas. Los días anteriores, los desórdenes en las calles eran recíprocos entre gente de la derecha y de izquierda, pero estas noches no he dormido escuchado las metralletas estridentes, además del ruido de disparos, provenientes de la Universidad Técnica del Estado, antigua Escuela de Minas, donde mi padre estudió. De mañana murmullan que a muchos los detuvieron, llevándolos al regimiento de Coquimbo, situado visiblemente en una colina en La Serena, dicen que llevaron tanta gente allá, tantos desaparecidos, y tantos torturados, la tristeza me embarga. Pero es miedo, terror, es imposible salir a las calles ya que hay bando de toque de queda. Televisión nacional, transmite reportajes de las armas encontradas y de todos los comunistas que son perseguidos. Son los estudiantes universitarios los más arriesgados, banderas rojas y libros comunistas es un delirio, buscan en todas las casas .si alguno se ha escondido especialmente en las poblaciones, más la gente los protege. El pan que comemos de harina blanca varió a muy oscuro, cosa que a la gente no le gusta, se necesitan hacer colas infinitas para poder comprar un kilo, es ella mi valerosa hermana que ya a las 4 de la madrugada se levanta o algunas veces antes a hacer la cola para comprar los productos de primera necesidad, el dinero se ve, se palpa todos lo tienen, pero faltan los artículos. Son los últimos tiempos de Allende, la derecha obliga que debe irse, aunque el pueblo lo reclama, lo sigue.

No deseo desuniones entre mis compatriotas, nunca he sido partidaria ni de la derecha, ni de la izquierda, deseo tener un Presidente Justo, que unifique a todos los chilenos, sin diferencia , credo religioso o de clases sociales, no es importante que sea hombre o mujer porque no se elige por el sexo, sino un buen Gobernante con una única bandera la unidad de los chilenos.

Allende fue un líder socialista muy estimado, por su simplicidad, lo que le valía el acercamiento de la gente, siendo un excelente orador, comunicador de sus programas para el desarrollo de la nación, valorizado incluso por sus detractores políticos, su idealismo de ver a su país dueño de sí mismo, de sus recursos naturales, se preocupó especialmente del futuro del país, que es representado en los niños. Su pueblo lo aprecio, no obstante, muchos intereses no lo dejaron gobernar, porque la belleza de las buenas intenciones debe ser apagadas.

Mis lágrimas fueron derramadas por la lealtad de él a su patria, que no puede ser olvidada, un ejemplo para los próximos líderes de . Ya estando en Europa he leído de la muerte de Pinochet, sin embargo, mis ojos no han derramado ninguna lágrima, mis facciones no se han inmutado, quizás han sido de indiferencia por el dolor infracto a tanta gente, porque mi juventud lloró en forma espontánea un ser que yo no conocí personalmente, pero que llenó de generosidad a nuestra nación. Un chileno que por millones de connacionales fue saludado ¡Compañero! Un verdadero Salvador para su pueblo.

Será nuestra flor nacional los Copihues Rojos, como la sangre araucana, posados sobre una flamante bandera chilena, y un escrito que diga: estará vivo por siempre en nuestros corazones y en nuestra historia. El gran afecto del pueblo chileno al Compañero Gossens.

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anteriorGuatemala celebró el 198 Aniversario de su Independencia por primera vez en Jerusalem
Artículo siguienteCaen cohetes desde Gaza en el patio de una familia y se mantienen ataques al sur israelí
Nací en un país que muchos dicen el fin del mundo, por su ubicación geográfica, pero para mi quizás ¿puede ser el comienzo del mundo? Ese país es "Chile un País de Amar ". Estudié en la Universidad de Chile, Diseño Gráfico y Publicitario. El arte, la creatividad, el paisaje, el ser humano, todo es parte de la comunicación del individuo. Mi madre de origen italiano, me hizo amar el Arte, y la Cultura de la hermosa Italia. He vivido en Londres, pero ya de años resido en Roma. Regresando al estudio, lo retomé en Arqueología, específicamente Griega y Romana en la Universidad de Roma. Grandes satisfacciones las obtuve como profesora de Diseño Gráfico, y posteriormente trabajando tantas años en la técnica de la Caligrafía Ornamentada Antigua, lo que me transportó aún más al fascinante e interesante mundo antiguo. Escribo artículos de personajes validos, justos, luchadores de la verdad y de los valores, casi desaparecidos, individuos que no se olvidaron del ser humano. Personas que aman el "Valor a la Vida y a la Existencia", y que luchan por protegerla.