El Rabino Yosef Soloveitchik, durante muchos años el máximo representante de la ortodoxia moderna en el judaísmo, sostenía en uno de sus ensayos que a diferencia de lo que ocurre con cualquier otra civilización, en el tenemos la posibilidad de retoceder al pasado y cambiarlo.

Para la mayoría de las culturas, decía Soloveitchik, el tiempo fluye desde ayer a hoy y desde hoy a mañana. El pasado modela al presente y el presente determina el futuro. Causa y efecto. Algo ocurrió ayer, o el año pasado, o hace diez años, y por causa de ello algo va a ocurrir hoy; y lo que ocurra hoy va a causar que algo ocurra en el futuro. Es el pasado quien determina el futuro.

Pero en el judaísmo, insistía Soloveitchik, es el futuro quien determina el presente y define el significado del pasado. Si algo grave le ocurre a una persona, ¿implicará esto que se termine su fe, o bien una oportunidad para madurar y aumentar la fe que tenía? ¿Un error que alguien cometió, será sólo un error o también una posibilidad de aprender? No podemos responder sólo tomando en cuenta lo que pasó. Este pasado sólo tendrá sentido a la luz de lo que elijamos hacer con él hoy y mañana.

Si Freud enseñó que los seres humanos estamos determinados por nuestras experiencias de la infancia, Soloveitchik enseñó que los estamos por nuestra visión de futuro. Y si podemos elegir el futuro que deseamos tener, entonces podremos retroceder en el tiempo y cambiar nuestro pasado.

Por supuesto que no se trata de una máquina del tiempo o de uno de esos agujeros negros que aparecen en los modelos de los físicos y que plantean la posibilidad de viajar en el tiempo. Si así fuera ya habríamos viajado al pasado y, por lo menos, habríamos impedido la Shoá.
Pero sí hay cosas que podemos hacer en el presente y en el futuro. Tomar decisiones basadas en nuestra visión de qué clase de pueblo queremos ser y en qué clase de mundo queremos vivir; y esas decisiones podrían cambiar, claramente, el sentido de la Shoá. No podremos revivir a seis millones de mártires, pero sí podemos determinar el sentido último que se le dará a sus vidas y a sus muertes.

Pero volvamos a lo personal. Todos tenemos de qué arrepentirnos, lo que hicimos mal o lo que no hicimos. Según Soloveitchik, los seres humanos vivimos no tanto de las memorias del pasado sino de la manera en que nuestra visión del futuro viene para ayudarnos.

Es la visión del futuro, y no la memoria del pasado, la que determina lo que hacemos en la vida. Y si logramos entender este mensaje, habremos también entendido el significado más importante de Yom Kipur: el poder que tiene la teshuvá.
Teshuvá es algo así como "Lo lamento. Me veo a mi mismo y no me gusta la persona que era cuando hice eso. No me gusta ser capaz de haber hecho eso y no quiero ser esa persona nunca más". Se trata no sólo de asumir responsabilidad por el pasado; implica, además, mirar hacia el futuro y plantear un cambio en quienes somos, no solamente en lo que hicimos.

Durante los Iamim Noraim, el nos enseña que cambiar es posible, que podemos no seguir siendo lo que fuimos cuando hicimos algo de lo que tanto nos arrepentimos. Podemos liberarnos del pasado sólo si comenzamos a pensar en el futuro.

Las máquinas del tiempo no existen, aunque nos guste fantasear con la posibilidad de vivir nuestra vida otra vez. Lo que sí tenemos, y es real, es la posibilidad de cumplir con todo lo que nos propusimos pero nunca pudimos concretar; modificar todo aquéllo de lo que nos arrepentimos.

¡Jatimá Tová!

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorDía mundial para la prevención del suicidio
Artículo siguienteA 20 años del atentado a las Torres Gemelas, sobrevivientes, expertos y dirigentes compartieron sus miradas sobre el terrorismo
Educador, profesor y maestro; más de 30 aňos de experiencia en educación formal e informal, dentro y fuera de Israel.Escritor y periodista, Últimos libros publicados:"Dos aňos en el desierto"; Ed. Milá; Bs.As; 2005."Sobre encuentros y despedidas"; Ed. Milá; Bs.As.; 2006.Ambos fueron presentados en la 33ª Feria Internacional del Libro de Buenos Aires bajo el título "Libros sin Fronteras" en 2008.Numerosos artículos sobre historia del pueblo judío, análisis político de Oriente Medio y pensamiento judaico fueron publicados en "Proceso" de México, "Excelsior" de México, "Nueva Sion" de Argentina, "Revista Horizonte" para América Latina, "Radio Jai" de Argentina, "Paz Agora Br" de Brasil, "Semanario Hebreo" de Uruguay, "Semana.co.il", "Argentina.co.il", "Porisrael.org" y en decenas de portales, sitios y blogs de Internet en Israel, América Latina y España.Instrucción académica:Licenciado en Educación Social, Historia, Filosofía, Historia del Pueblo de Israel, Historia de Oriente Medio y Pensamiento Judaico; Universidad de Haifa.Maestría en Ciencias Políticas; Universidad de Haifa.Título de docente para universidad y escuelas secundarias; Universidad de Haifa.Idiomas: hebreo, espaňol, portugués, inglés.Ocupación:2009 - 2010* Director editorial de www.semana.co.il y www.argentina.co.il2008 - 2009* Director de Contenidos de la empresa Zeeng - Comunicación en alta tecnología: www.zeeng.com2003 - 2008* Director del proyecto educativo-vivencial "Coexistencia Pacífíca" entre judíos y árabes del Kibutz Metzer y la aldea árabe Meisir. Organización de seminarios en todos los idiomas para grupos de jóvenes estudiantes de Israel y de todo el mundo y diferentes organizaciones en general. Galardón CICLA 2009. www.metzer.org.il/dukium/index.htm* Director ejecutivo y de contenidos de "Latina Media Group", empresa que construye y difunde portales comunitarios latinos en Internet en español, portugués y hebreo: www.latinamediagroup.com2000 - 2003* Representante de la Dirección Sionista Mundial en México y América Central. Director del Departamento de Aliá del la Agencia Judía en la zona. Responsable por la hasbará israelí en toda la región, desde México a Panamá.1997 - 2000* Centralizador de recursos humanos del Kibutz Metzer y de susindustrias. Responsable por la instrucción académica de sus miembros.1993 - 1997* Secretario General del Movimiento Juvenil Educativo Hashomer Hatzair y la Unión Mundial de Meretz. Director del Departamento de Educación y Latinoamericano del movimiento. Director de todos los grupos de jóvenes que llegaban a Israel en diferentes planes educativos. Organizador de los viajes a Polonia y sus seminarios.1985 - 1993Profesor, educador y maestro en la Universidad de Haifa y en laescuela secundaria regional israelí Mevoot Irón.1980 - 1984Sheliaj Educativo-Comunitario de la Agencia Judía en la Comunidad Sefaradí de México, en el Movimiento Juvenil Educativo "Dor Jadash" y en el Colegio Sefaradí de México.