Diario Judío México - nació en Boston un día de agosto de 1960, fue la tercera hija de un matrimonio que quería vivir en ; cuando tenía 14 años llego a , su padre, el profesor Mark Biran se incorporó a la Universidad de , fue uno de los fundadores de la Facultad de Ingeniería. Emily estudio en esa universidad la licenciatura en ciencias políticas e inglés. La maestría la hizo en ciencias políticas y el doctorado en relaciones internacionales en la Universidad Hebrea de Jerusalén. Estudiante devota dedico su vida a la investigación académica y a las relaciones internacionales con la preocupación constante por la proliferación nuclear y sus consecuencias. Llego a ser experta prominente en seguridad, directora del Programa de Control de Armas y Seguridad Regional en el Instituto de Estudios para la Seguridad Nacional de la Universidad de .

La única mujer en un ámbito de investigadores prolíferos y sobresalientes, fue miembro distinguida cuya voz se escuchaba en silencio y con sumo interés y respeto en el Instituto de estudios de seguridad nacional –INSS-Entro al Instituto en 1980, allí inicia sus investigaciones innovadoras, relevantes, de alta calidad, dándole forma al discurso público sobre cuestiones de la agenda de y su seguridad. Entregaba análisis de estrategia y recomendaciones apoyando nuevas formas de pensar y ampliando las formas de análisis tradicionales. Fue ascendiendo hasta llegar a la dirección del Instituto.

Su amplia investigación académica y analítica alcanzo reconocimiento internacional y fue una contribución importante para los expertos en y en el mundo occidental, especialmente en la tarea de control de armas.

Resultado de imagen para Emily Biran Universidad de Tel Aviv,

Escribió libros, capítulos en libros de otros autores, artículos, dio conferencias por todo el mundo interesado, fue entrevistada en televisión, periódicos y revistas.

La especialidad de Landau era la proliferación nuclear, el control de armas y la dinámica de la seguridad regional del , dio clases en la Universidad de , en el Centro interdisciplinario de Hertzlia y en la Universidad de Haifa.

Su primer libro como co-autora apareció en 1994: Imagen nuclear de : percepción árabe de la posición nuclear de , y marco una base en el estudio de los efectos regionales del modelo único de de ambigüedad nuclear.

El último libro, publicado en 2012, es: Década de diplomacia: negociaciones con , Corea del Norte y el futuro de la no proliferación nuclear.

En 2013 advirtió al Occidente que no se dejara aturdir por la imagen “moderada” de Rohanni qe estaba tan concentrado en el desarrollo de las capacidades militares nucleares como las lides más extremistas del régimen de . Señaló los peligros que guardaba y cuando se firmó el tratado nuclear subrayó que tenía una ruta relativamente fácil de salida unilatera del compromiso.

Resultado de imagen para Emily Biran Universidad de Tel Aviv,

En 2015, Emily hizo una crítica aguda del acuerdo nuclear de Obama con , demostrando que era una fuente importante de análisis y comentarios que advertían el peligro de lo que se consideraba un apaciguador de los esfuerzos de por sembrar desacuerdos internacionales y confusión a propósito de sus ambiciones nucleares continúas ininterrumpidas.

Días antes de que el presidente Trump se retirara del tratado con , en mayo de 2018, le ofreció el siguiente análisis:

“El plan de Estados Unidos para el día después de dejar el tratado nuclear no es claro. Pero la administración de Trump entiende y los europeos no: el régimen iraní solo responde a presión seria y constante. Lo único que ha funcionado ha sido presión sobre el régimen y sigue siendo la única llave para cambiar el comportamiento de Teherán.”

Más clara fue en una entrevista con Haaretz donde expreso su oposición a lo que consideraba una dicotomía falsa de aceptar el tratado de Obama o promover una guerra, marcando que tampoco era una decisión para Trump. El presidente debería, después de salir del tratado, llevar a a mayores concesiones y mayor supervisión sobre esas capacidades militares relevantes a su programa nuclear.

En mayo de 2019, por el mismo medio, le pedía a Trump que no retrocediera frente a Irán, sus observaciones tienen más resonancia en el periodo presente de hostilidades entre Estados Unidos e Irán. Se oponía a un sentimiento de que una escalación fuera inevitable, advirtiendo que “avivar las llamas de guerra inminente en la media y entre los analistas es un mensaje muy mal aconsejado. no es parte de la escalación, pero si malos cálculos llevan a un intercambio militar, puede tener serias implicaciones. Ni Estados Unidos, ni Irán quieren la guerra. Las amenazas de Irán son un intento desesperado por empujar a Estados Unidos y Europa; es importante poner las amenazas en un contexto adecuado. Esto significa que la meta importante son las negociaciones y la guerra no sirve al interés de ninguno.”

Emily Landau murió el 6 de enero de 2020. Su familia, su marido y sus dos hijos invadidos por el duelo escucharon los pésames plenos de admiración y dolor por un ser humano extraordinario. Israel perdió a una de sus mujeres más importante.

“El director y el personal del INSS sienten gran pena por la pérdida de su colega y expresan sus condolencias a la familia de Emily. Sera extrañada con dolor en el Instituto.

Otro dijo: que su recuerdo sea una bendición y Nahman agrego: fue un ser humano de máxima altura.

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.