Al cumplirse en estos días el Día Internacional del Holocausto, creo pertinente describir brevemente la de Samuel Skornicki durante la Segunda Guerra Mundial, que mas bien se asemeja a una película de Hollywood.
Skornicki nació en Polonia en 1899 en Polonia, en este país contrajo en lace con Raizel Rosaly Sliwinsky y en 1923 ambos emigraron a Francia. Se radicaron en París, Skornicki estudió derecho y posteriormente ejerció la profesión de abogado.
Ante la invasión nazi en Francia en 1940, la familia abandona París, deja a su única hija Arlette en una familia cristiana en la localidad de Lavaur y se radica en Toulouse. Pese a poseer visa para radicarse en Estados Unidos y que gran parte de su familia se había radicado en este país, Skornicki decide permanecer en Francia con la cual se sentía totalmente identificado y paralelamente a dirigir un emprendimiento textil, colabora con la Resistencia Francesa en distintos espacios.

En Toulouse, Skornicki trabó contacto con el Cónsul Español Enrique Sisab asentado en la ciudad de Sant Étienne, quien le ofreció incorporarlo al personal del Consulado en calidad de asesor jurídico, habida cuenta que era pertinente la presencia de un jurista ante las numerosas solicitudes de judíos perseguidos que anhelaban dejar Francia.
Skornicki acepta el ofrecimiento y es designado asesor jurídico del Consulado Español recibiendo una cédula de identidad española con el nombre de Santos Montero y en la cual se señalaba que su lugar de nacimiento fue España .Otro tanto sucedió con su esposa quien recibió el nombre de Rosa Montero. Posteriormente se agregó el apellido Sánchez, de tal suerte que el apellido de la pareja fue Sánchez Montero, por cierto sonaba más español.
En Marzo de 1942, el Cónsul Español retorna a su país y en su lugar Skornicki es designado nuevo Cónsul en ceremonia de gran relieve a la que concurrieron representantes del Gobierno de Vichy, militares alemanes y funcionario de la Gestapo, radicándose en los compartimentos del Consulado.

Bajo su conducción, se emitieron numerosos documentos falsificados, se ocultó armamento y se otorgó refugio a judíos y miembros de la Resistencia Francesa en el subsuelo del Consulado. Asimismo Skornicki abrió cinco filiales del Consulado Español en Sant Étienne y Lyon para ocultar a mas judíos.
En el marco de su función y para salvar las apariencias, solía reunirse periódicamente con funcionarios de la Gestapo. Su hija recuerda estar sentada sobre las rodillas del Jefe de la Gestapo en la zona y entonar canciones españolas ante la presencia germana. Todos los domingos Skornicky solía invitar a los funcionarios de la Gestapo a almorzar después de haber concurrido a la Iglesia. En determinadas ocasiones pudo leer la nómina de judíos destinados a ser detenidos y deportados, a los cuales naturalmente se encargó de prevenir y lograr que huyeran y se ocultaran a tiempo.
Skornicky no dominaba el español, pero recibió la ayuda del personal del Consulado Español que en su gran mayoría era republicano y que no develaron el secreto de su identidad . En este espacio, supo igualmente retribuir a España ya que logró igualmente que miles de españoles fueran exonerados de ser enviados a campos de trabajo forzados en Alemania.

Después de la liberación de Francia, Skornicki retornó con su familia a París y en 1947 vio la luz el libro de Jean Nocher El relato heroico del patriota Skornicki-Montero .En ese mismo año, el Gobierno Francés le otorgó una medalla y condecoración por su quehacer en la Resistencia Francesa. Skornicki falleció en 1974.
Su única hija Arlette Ziessholz Foldes reside actualmente en y en el año 2019 entregó al Instituto Yad Vashem de Jerusalén, documentación y fotografías relacionadas con el benemérito quehacer de su padre.

Itzkin Rubin que juntó con su familia encontró refugio en el Consulado Español en Sant Étienne, se dirigió en su oportunidad a Skornicki en los siguientes términos:
“No tengo palabras para agradecer y reflejar todo lo que tanto mi familia como yo te debemos. No vacilaste en arriesgar tu vida para salvar las nuestras. A sabiendas que estábamos perseguidos por la Gestapo y las Milicias Francesas, encontramos refugio en tu hogar en los meses decisivos previo a la liberación. Todo ello en mérito a tu coraje y corazón heroico, en tanto que otros combatientes fallecieron, padecieron sufrimientos y sus familias se habían escindido”

3 COMENTARIOS

  1. Igual nos horrorizamos ante tantos malvados, cobardes o indiferentes, alegra el alma ver que hay seres humanos con compasión, bondad y valentía…. Eso da confianza que hay futuro para la Humanidad,

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorTurquía acusa a 16 miembros de la ‘red del Mossad’ de espionaje, según un informe
Artículo siguienteInforme en la televisión de Hezbolá sobre atletas árabes e iraníes que se negaron a competir ante israelíes: Nosotros apoyamos a nuestros hermanos palestinos, nos negamos a participar en normalizar relaciones con la “entidad sionista”
El Dr. Israel Jamitovsky nació en Montevideo, Uruguay y se radicó en Israel en 1973. Egrsado de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad de la República de Montevideo, revalidó su título de Abogado en Israel en 1975 y en 1991 obtuvo el de Notario. En la actualidad preside la Comisión de Ética de la Organización Latinoamericana en Israel. Desde 1982 participó en encuentros judeo-cristianos con intelectuales españoles que se celebraron en España e Israel respectivamente durante cuatro décadas a partir del año 1974.Desde 1999, presidió la comisión israelí que organizó dichos eventos. En el pasado, se contó entre los fundadores de la Liga de Amistad Israel-Uruguay, y amén de su actividad profesional, dirigió en Israel durante 22 años la revista Diálogo, revista de cultura bianual editada en castellano en Israel por el Departamento de Dor Haemshej de la Organización Sionista Mundial. Fue miembro del Tribunal de Apelaciones en demandas promovidas por Sobrevivientes del Holocausto y sus descendientes, en relación a seguros de vida en la época del Holocausto contra la Compañía de Seguros Generali.